El cadáver junto a Diana Quer

DIANAQUER.jpg

Unos cuántos cientos de días dan para mucho. Más aún para la prensa. Semanas de elucubraciones, teorías, morbo y tertulianos ganándose la paga por destripar la vida de una inocente muchacha.

Ni su familia, ni su hermana, ni algún novio, ni conocidos, ni el perro del vecino tuvieron nada que ver con su muerte, por mucho que alimentaran minutos y minutos en la televisión para mantener la adicción de otros tan culpables como los medios: el público sin el cual un circo no puede mantenerse en pie.

Un violador. Un asesino que se cruzó en su camino. Nada más. Tan simple y crudo. Sin adornos. Sin conspiraciones ni tramas que continúen después de la publicidad.

Hoy han encontrado otro cadáver junto al de Diana Quer. El de la prensa española.

Uno de los dos volverá a levantarse.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s