Revilla viendo tetas en el Parlamento Cántabro

revilla leyendo interviú

 

Miguel Ángel Revilla ha sido cazado. Durante una sesión del Parlamento Cántabro, el ex-presidente ojeaba las páginas más eróticas de la revista Interviú, según él, en busca de un incisivo reportaje sobre Blesa.

No lo pongo en duda. No hay político que sea santo de mi devoción en este país, pero no me cuesta creerme las intenciones del expresidente cántabro al echar mano de la Interviú de la semana.

“Revilla pillado viendo desnudos mientras gana dinero público.” Los medios más conservadores ya tienen carnaza, y una carnaza que esperaban como hienas hambrientas. Es de suponer que no prestar atención a la sesión del parlamento, si es que en ese momento alguien estaba hablando, es igual de censurable sea cual sea el contenido de la revista. La simple distracción en sus labores como cargo público ya merece un toque de atención. Pero cuando has tetas, como siempre, todo cambia, todo se lía.  Revilla no es un político que se distrae, aburrido, jugando al Apalabrados en el hemiciclo. Para la prensa seria de derechas y para la prensa seria que antes no era de derechas, Miguel Ángel Revilla es un guarrete, un pervertido, un viejo verde, un baboso, un peligro para las jovencitas, un salido, un pajillero, un sodomita

Pues qué quieren que les diga… No sé qué es peor. Que se te ponga dura viendo un culo o tocarte en la oficina leyendo La Razón y su crónica del esporádico desliz de Revilla (mientras, también, cobras dinero público).

Mención especial, por cierto, merece quien haya hecho la foto. Minutos manteniendo el enfoque de su cámara mientras en su interior se susurra con el nerviosismo de alguien se sabe que tiene ante sí un Premio Pulitzer… “Ahora… ahora… Es la Interviú. Tienen que salir tetas, fijo”

 

 

Anuncios

  1. A.

    Reportaje sobre Blesa: de la página 8 a la 17. Tía desnuda: página 30. Sacad conclusiones. Este tío es un demagogo, un populista y un oportunista.

  2. Mortanauta

    Y el político corrupto dirá que ha metido la mano en la caja porqué necesitaba el dinero puntualmente pero lo pensaba devolver…
    No, no me vale, la mujer del Cesar no solo ha de ser honrada sino también parecerlo, y Miguel Angel Revilla (con el que suelo estar bastante de acuerdo por cierto) se ha pasado mucho tiempo señalando la paja en el ojo ajeno, es normal que ahora le saquen los colores.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s